Blogia
alvarofol

Reflexións sobre Desemprego Xuvenil.

“Se ha afirmado que los bajos salarios de los jóvenes en comparación con los salarios de los adultos mejoran las perspectivas de empleo de los jóvenes porque los hacen más atractivos para los empleadores. Este argumento da por sentado que los trabajadores jóvenes y los adultos son intercambiables; pero a menudo tienen calificaciones y experiencias diferentes, y por ello compiten por empleos diferentes (sobre todo en el caso de los trabajadores calificados). … Recientemente, el debate sobre los salarios de los jóvenes se ha centrado en el vínculo que existe entre el salario mínimo y el empleo de los jóvenes. No hay un acuerdo general acerca de las repercusiones de los salarios mínimos sobre el empleo de los jóvenes. Las investigaciones basadas en países de la OCDE indican que cualquier efecto negativo de los salarios mínimos sobre el empleo de los jóvenes es pequeño en comparación con otros factores tales como las condiciones económicas y demográficas generales. En algunos países europeos las disminuciones de los salarios mínimos estuvieron acompañadas por disminuciones del empleo de los jóvenes. En pocas palabras, muchos autores creen que hay pocos motivos para reducir los salarios mínimos de los jóvenes como medio para reducir el desempleo de los jóvenes o para aumentar la demanda de mano de obra joven.

Por lo que se refiere a la legislación sobre protección del trabajo, se ha afirmado que este tipo de legislación aumenta el desempleo de los jóvenes porque encarece demasiado la mano de obra. Se considera que ciertos tipos de reglamentación laboral, sobre todo la relativa a los despidos, desalientan a los empleadores de contratar trabajadores que no pueden despedir cuando se producen situaciones de crisis económicas. Sin embargo, la protección laboral no sólo es una cuestión de derechos y de obligaciones morales, sino también de productividad y desarrollo. … Algunos estudios recientes indican que la legislación sobre protección del trabajo influye en el tipo más que en el número de personas desempleadas. Los jóvenes que buscan su primer empleo pueden verse afectados por una legislación estricta en esta materia que les hace difícil competir con trabajadores que ya están trabajando. Este tipo de legislación puede, pues, incrementar la dualidad entre, por un lado, los trabajadores protegidos con contratos permanentes y, por otro, las personas que buscan empleos y los trabajadores temporales. Esto no significa, sin embargo, que reducir la protección de la mano de obra sea la manera más adecuada de mejorar las perspectivas de empleo de los jóvenes.”

 

O.I.T., Reunión sobre o emprego dos xóvenes: o camiño a seguir, Ginebra, 2005. “Un buen comienzo: trabajo decente para los jóvenes”.

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres